Seguidores

Buscar este blog

Cargando...

miércoles, 23 de septiembre de 2009

La Dama de Baza, escultura de una necrópolis íbera


 La Dama de Baza es una escultura procedente de la necrópolis ibérica del Cerro del Santuario, ligada a la antigua ciudad ibérica de Basti (Cerro Cepero), situada junto a la actual Baza, en la provincia de Granada (España); fue encontrada el 22 de julio de 1.971 por el arqueólogo Francisco José Presedo Velo. Tiene un gran interés tanto desde el punto de vista estético y cultural, así como para conocer la escultura ibérica y su cronología. Puede fecharse en torno a la primera mitad del siglo IV antes de Cristo (a.C) según el tipo de tumba en que se halló y por el ajuar que le acompañaba.

Estaba dentro de una cámara funeraria de 2,60 m² y 1,80 m de profundidad, donde había además un ánfora púnica (De los Cartagineses) que se comunicaba con la superficie por medio de un embudo, a través del cual seguramente se hacían desde el exterior, libaciones como ofrendas líquidas. Esto indica que se profesaba culto a la persona allí enterrada.

Delante de la dama había un pequeño amontonamiento de armas quemadas y otros objetos que formaban la panoplia de un guerrero. Los arqueólogos creen que puede tratarse del enterramiento de un guerrero importante de la época.

La dama se halla sentada en un trono que tiene unas alas bastante largas en el respaldo. Las patas delanteras del trono son garras de león. La superficie está rematada con la técnica del estucado y pintada después en azul, rojo, castaño y negro, todo ello aglutinado con yeso, destacando la buena conservación de sus policromados. Llama la atención igualmente la riqueza de sus adornos personales: joyas y arracadas.

Su rostro muestra unas facciones algo toscas. Tiene el pelo negro, con dos grandes ondas laterales que asoman por debajo de un tocado compuesto por una cofia o tiara que cubre parcialmente las orejas y que además está decorada con tres bandas. Lleva unos pendientes de gran tamaño que están huecos y que cuelgan directamente del lóbulo de la oreja. El cuello está cubierto por cuatro gargantillas tiene un collar formado por cuentas en forma de tonel al que se enganchan cinco colgantes. Otro gran collar se muestra con tres piezas en forma de corazón. En los dedos tiene numerosos anillos y en cada muñeca se pueden ver varios aros; lleva una túnica azul con una cenefa en la parte inferior. Debajo de la túnica se aprecian dos sayas, la segunda apoyada sobre los zapatos. Tiene además un manto que va desde la cabeza a los pies; está abierto por delante formando pliegues en los laterales de la cabeza y sobre el cuerpo. La dama sostiene cuidadosamente en su mano izquierda un pichón pintado de azul cuyo ojo está representado por un círculo negro.

Este tipo de esculturas que se conocen con el nombre de "Damas" (La primera en aparecer fue la Dama de Elche, el 4 de agosto de 1.897) corresponden al arte íbero, llevan ricos ropajes y adornos muy lujosos, y representan a alguna diosa que en algún caso podría ser Tanit. Todas las esculturas de este tipo encontradas hasta el momento, tienen una cavidad que se supone para depositar las cenizas fúnebres o bien para confiar algún tipo de ofrenda u objeto litúrgico. Actualmente la Dama de Baza, se encuentra en el Museo Arqueológico Nacional, en Madrid.

La Dama de Baza es otro de los personajes que aparecen en las colección de medallas del post Coleción de Medallas: Cara y Cruz de nuestra historia, Granada 1.994, estas medallas han sido realizadas por realizadas por Francisco Izquierdo. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada